Vamos a reparar la rosca que se ha ido de los soportes de plástico que sujetan la carrocería.

Este proceso vale para cualquier rosca de plástico que se ha ido o incluso para reparar de cualquier pieza de aluminio u otro metal.

El elemento a utilizar se llama inserto autorroscado Ensat o casquillo sobre medida.

1- Es necesario pasar varias brocas, de 3mm hasta llegar a 4.5mm para hacer el agujero más grande, ya que el inserto metálico es de M5 exterior M3 interior.

2- Colocar unas gotas de pegamento cianocrilato u otro que tengamos en casa para que a la vez que entra roscado también se quede fijado  y le dé más seguridad.

3- El inserto entra roscado con una pieza que hay especial, al ser un poco cónico entra haciendo él mismo la rosca.

4- Resultado final. Pieza de plástico con rosca interna metálica. Ya no hay que tener miedo en apretar por si se pasa la rosca.